Reaparecen los fantasmas y el Banco Central no para de vender reservas. Advertencias de empresarios. Reuniones con Massa y su equipo

Por Claudio Zlotnik (I Profesional)

La sequía de dólares en el Banco Central exacerbó en las últimas semanas los controles sobre las importaciones, lo que está provocando faltantes de insumos en la industria y de productos terminados en distintos rubros, lo que reavivó los alertas en distintos sectores empresarios.

La situación fue planteada en las últimas horas en forma directa a Sergio Massa y también al secretario de Comercio, Matías Tombolini, por parte de la plana mayor de la Unión Industrial.

La queja por las restricciones cambiarias atraviesa a distintos sectores. Desde la industria metalúrgica a la alimenticia. Sobre esta última, los reclamos incluyen a fabricantes y también a comerciantes, que temen por la falta de provisión de productos que vienen desde el extranjero, como enlatados.

Desde los despachos oficiales dijeron a iProfesional que están asegurando la provisión total de insumos básicos para la industria farmacéutica y médica. Y que están evaluando con lupa la situación de cada rubro de la industria.

La pelea por los dólares

La cuestión de fondo tiene que ver con la escasez de dólares, que se agravó en las últimas tres semanas.

Caen las reservas y crecen las dudas entre el empresariado.

Caen las reservas y crecen las dudas entre los empresarios.

Claramente, el escenario va empeorando y el Gobierno incrementó los recaudos para evitar que se vacíen las reservas del Banco Central.

Los empresarios tomaron rápidamente nota de esta extenuante situación e incrementaron los reclamos a Massa y a su equipo.

En general, la crítica se focaliza en los permisos SIRA (Sistema de Importaciones de la República Argentina), que desde finales del año pasado reemplazaron a las SIMI (Sistema Integral de Monitoreo de Importaciones). Según coinciden desde distintos sectores industriales, el nuevo sistema no agilizó ni aseguró las divisas para importar.

Las quejas tienen que ver con un supuesto endurecimiento del cepo ante la escasez de divisas, algo que desmienten desde el equipo económico. “Al contrario, estamos juntándonos con toda la industria para tomar nota de los problema que hay; la idea es tener una planificación de la necesidad de dólares para el resto del año”, afirma a iProfesional un estrecho colaborador del ministro.

Para dar cuenta de su compromiso con el sector importador, Economía acaba de denunciar en la Justicia a una organización que exigía dinero para aprobar importaciones.

Los precios, para arriba

Sin dólares asegurados en el BCRA, los ejecutivos de empresas razonan que esa incertidumbre tiene un costo, que debe cargarse a los precios. Se trata de una práctica que fue común a lo largo del año pasado, pero que había menguado tras la llegada de Massa al ministerio de Economía.

En las últimas semanas volvieó la desconfianza. Los empresarios dudan de que el titular de Hacienda pueda seguir sacando “conejos de la galera”.

Ayer, el INDEC volvió a castigar la credibilidad del ministro: informó que los precios mayoristas se encarecieron 6,5% en enero, aun por encima del 6% que mostró el IPC (precios minoristas).

Gabriel Rubinstein y Daniel Marx, ambos economistas con buena llegada al mercado financiero y con lugares clave en el organigrama armado por Massa, salieron al cruce de versiones de los malos presagios.

¿Alcanza para dar vuelta las expectativas? La respuesta sigue siendo negativa si no aparecen los dólares. Ese es el termómetro de los financistas y ejecutivos de empresas industriales para testear la situación.

Mientras tanto, los precios muestran una clara aceleración rumbo al tercer mes del año, considerado clave por el ministro de Economía. Marzo es estacionalmente caliente en referencia a la inflación, pero también es considerado como la bandera de largada del año político.

La actividad económica también juega

La falta de divisas y la inflación acelerada pegarán en la actividad de la economía. Es lo que viene sucediendo, pero la preocupación oficial y en las empresas es que esa tendencia negativa también se profundice.

Fue motivo de análisis en los encuentros de antes del fin de semana en cámaras Pymes. Esas compañías tienen menos espaldas que las más grandes. ¿Cuánto podrán aguantar si sus costos fijos se agrandan y sus ventas y rentabilidad no responden? De ahí a las suspensiones de personal hay pocos pasos.

En este contexto tan complicado, la intención de Massa es conseguir divisas por distintas fuentes.

Noticias Relacionadas


Por un desplome en las importaciones, el superávit comercial superó los u$s2.000 millones en marzo


,

Este saldo positivo se explica por el desplome de las importaciones en más de un 36% interanual y un...


Cómo brindar buenas respuestas a un mundo cada vez más convulsionado


,

El intercambio comercial en el hemisferio norte evidencia serios problemas de continuidad y promete, por lo que la geopolítica...


Aerolíneas latinoamericanas registran crecimiento del 13.7% en carga aérea


,

Carga aérea | La Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) publicó los datos correspondientes a los mercados mundiales de carga aérea...