La diferencia entre la mercadería ingresada y la pagada aumentó, en medio de la peor liquidación del agro. El BCRA detectó que cayeron los depósitos en dólares porque empresas usaron sus divisas para pagos extraordinarios

La deuda comercial en dólares que acumulan las empresas importadoras por diferir pagos de la mercadería ingresada al país se multiplicó por tres en el primer trimestre del año y llegó a los u$s 2700 millones, contra los u$s 900 millones registrados entre enero y marzo de 2022, según información oficial que obtuvo El Cronista.

Un año antes, se habían pagado u$s 15.900 millones por importaciones ingresadas por u$s 16.800 millones, de acuerdo con los datos que maneja el equipo económico. En el primer trimestre de 2021, la diferencia entre lo importado (u$s 12.100 millones) y lo pagado (u$s 11.600 millones) había sido de u$s 500 millones.

Menos dólares

El incremento de la deuda se corresponde con el menor ingreso de divisas del agro por la sequía y la expectativa del “dólar soja 3”. Según la Cámara de la Industria Aceitera (CIARA-CEC), la agroexportación liquidó u$s 2802 millones en el primer trimestre, su peor performance en 16 años. El dato contrasta contra los u$s 7926 millones liquidados entre enero y marzo de 2022.

Con todo, el Banco Central considera que la situación es manejable. Busca que organismos públicos “suelten” unos u$s 3000 millones que tienen en cuentas bancarias, y que podrían reemplazarse por pesos remunerados en cuentas dollar-linked. Esas divisas pasarían a engrosar las reservas netas. Además, la entidad que condice Miguel Pesce sostiene que las empresas cancelaron deudas en dólares hasta 2021, por lo que las multinacionales tendrían espaldas para engrosar pasivos con sus casas matrices.

Según el último informe sobre deuda externa del sector privado del Banco Central, la deuda por importación de bienes llegó a los u$s 31.113 millones hasta el 30 de septiembre, último dato disponible. Creció u$s 2295 millones en el trimestre y u$s 8.888 millones en la comparación anual. Los funcionarios vinculan el aumento de la deuda a la normativa que obligó a las empresas a refinanciar la mayor parte de las deudas y a los cambios en pagos de importaciones.

La deuda externa comercial de las empresas superaba los u$s 31.000 millones a fines de septiembre.

 

El SIRA, que reemplazó a las SIMI, comenzó a funcionar después de este dato oficial. El nuevo sistema de autorización de importaciones estableció un “canal rápido” para los bienes esenciales, como energía y medicamentos, y plazos de entre 60 y 180 días para acceder a divisas para una variedad de sectores. Según estimaciones de Analytica, el SIRA diferiría pagos de importaciones por unos u$s 550 millones mensuales.

 

Deuda en aumento

Según un ejercicio de Analytica, el SIRA y la falta de dólares -que demora más las autorizaciones- estarían provocando un aumento en la deuda de las empresas que, contando incluso a la mercadería que no pisó suelo argentino, superaría los u$s 2500 millones mensuales. Es una carga que, en algún momento, debería cubrir el Banco Central.

“El nuevo sistema genera una deuda flotante en dólares con los importadores, en cabeza del Banco Central, que está creciendo a tasas significativas”, indicó Analytica. La consultora asumió que el nivel actual de actividad económica no se corresponde con los pagos de importaciones efectuados con dólares del MULC. Por eso, “o bien los importadores prefinanciaron sus compras con proveedores y/o casas matrices, o se adelantaron a pagarlas accediendo a dólares financieros (CCL) mientras esperan la autorización de acceso a dólares oficiales”.

La deuda flotante que en algún momento deberá cubrirse con dólares del BCRA crece, según Analytica.

 

La consultora que dirige Ricardo Delgado asumió que aproximadamente la mitad de las importaciones se encuentran en este sistema de pago diferido, por lo que la deuda alcanzaría los u$s 2539 millones mensuales, o u$s 7617 millones para los próximos tres meses. “Lo más probable es que buena parte del “dólar agro” se destine a rollear esta deuda con importadores”, aseguró. Caso contrario, el BCRA debería impulsar una normativa más restrictiva para refinanciar deuda.

Salida de dólares contenida

El miércoles 12, el sistema financiero registró una salida de depósitos en dólares muy superior a la media de los días previos, que se verá plasmada en las estadísticas oficiales de este lunes. El retiro de u$s 80 millones, se explicó por pagos de empresas, indicaron en el Banco Central. Principalmente, YPF, que paga la compra de Central Térmica Güemes (YPF Luz) y debe afrontar el arreglo extrajudicial con Maxus. “El retiro por parte de personas se mantiene en niveles bajos”, indicaron.

Noticias Relacionadas


La UIA impulsa que las industrias de Argentina y Brasil salgan a venderle juntas al mundo


,

El tema se trató en un encuentro realizado con 150 empresarios brasileños La Unión Industrial Argentina (UIA) busca oportunidades comerciales junto...


¿Qué es el dólar blend y para qué sirve?


,

El dólar blend es herramienta fundamental para comprender y analizar el comportamiento del mercado cambiario En el complejo entramado económico de...


AFIP: exceptúan del IVA y Ganancias a algunas importaciones pyme


,

Se especificó además que esta suspensión regirá por el plazo de 120 corridos contados a partir del de la...