Cultivos, animales, recursos naturales, han visto semana a semana deteriorarse sus condiciones y entran a a las vísperas del invierno con un vendaval de pérdidas

La menor producción de los principales complejos granarios a causa de la sequía podría tener un impacto negativo de tres puntos en el PIB, en un monto estimado en alrededor de US$ 19.251 millones mientras que la caída en las exportaciones de la presente campaña sería de US$ 13.950 millones, estimó hoy la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).Tras los recortes realizados ayer por la entidad rosarina, que ubicó la proyección de cosecha de soja en 27 millones (la peor de las últimas quince campañas) y en 35 millones de toneladas la de maíz, el BCR actualizó el impacto que la caída de la producción tendría en la economía.

“Sólo enfocándonos en estos cultivos -soja, maíz y trigo-, las pérdidas para el sector productor superan los US$ 14.140 millones”, indicó el trabajo de la Bolsa rosarina.

Según la entidad, en esta campaña agrícola 6,4 millones de hectáreas no serán cosechadas, ya sea porque fracasó la producción o porque ni siquiera llegaron a sembrarse, lo cual implica menor contratación de servicios y de trabajo y menor demanda de insumos, mientras que las 49,5 millones de toneladas perdidas entre los tres granos representan más de 1.700.000 viajes en camión que no van a realizarse, detalló la BCR.

Respecto a las exportaciones de estos tres complejos, los envíos estimados para esta campaña se ubicarían en US$ 21.740 millones, lo que implica una caída de US$ 13.950 millones en exportaciones respecto al ciclo anterior y de US$ 14.240 millones respecto a lo esperado al comienzo de las siembras de la cosecha gruesa.

En toneladas, las exportaciones netas estimadas perdieron un total de 38 millones entre lo proyectado al momento de la siembra y lo previsto a la fecha.

Del lado del complejo soja, las pérdidas de volumen exportado fueron calculadas de 4 millones de toneladas para el poroto a 2,8 millones; 8 millones menos de harina (20,6 millones); y una caída de 2 millones en el aceite (3,7 millones).

En contraposición, las importaciones temporarias de soja para apuntalar la materia prima que ingresa a las fábricas argentinas aumentarían a 7,9 millones de toneladas, aunque, incluso así, “el crush de soja tocaría en la campaña 2022/23 su nivel más bajo desde el ciclo 2008/09, con 29 millones de toneladas”, indicó la entidad.

Como consecuencia de la retracción en las exportaciones de granos y subproductos, se espera que el impacto sobre la recaudación de derechos de exportación resulte en una caída superior a los US$ 2.314 millones respecto a lo esperado al momento de la siembra, en tanto que se perderían otros US$ 3.742 millones en concepto de otros impuestos, incluyendo ganancias.

  • De este modo, la sequía habría erosionado los ingresos del fisco estimados para la campaña en un total de US$ 6.056 millones, destacó el trabajo.
  • Fuente: El Economista

 

Noticias Relacionadas


El duro pronóstico del FMI para Argentina: ¿Cuánto caerá la economía?


,

El FMI publicó el informe de perspectivas de la economía mundial. Qué dice sobre Argentina El FMI pronosticó que...


Mercosur: del proyectado mercado común a la intrascendencia


,

Hace treinta y tres años se firmó el Tratado de Asunción que creó el Mercosur (Mercado Común del Sur)....


Córdoba tendrá un Puerto Seco que beneficiará a unas 500 empresas


,

El gobernador Martín Llaryora firmó el convenio que establece su creación. Permitirá la reducción de costos de logística interna...