El 17 de octubre de 2022, aquellos que querían importar bienes debían comenzar a utilizar el nuevo sistema SIRAs. Cuáles son los objetivos y que opinan pymes y grandes empresas sobre su aplicación

Hace un año que el sistema de importaciones cambió. El 17 de octubre de 2022, aquellos que querían importar bienes en el país debían ir hacia el Sistema de Importaciones República Argentina, más conocido como SIRA. Este sistema de coordinación con distintas áreas de Gobierno le otorgó al equipo económico un mayor control para detectar irregularidades y para administrar uno de los principales canales por los cuales se negocian los dólares del país.
Durante el año, fueron múltiples las quejas de las empresas que importan por demoras en las autorizaciones o en los pagos. Según pudo conocer Ámbito, entre enero y septiembre de 2023, se aprobó el 99% del total de las solicitudes realizadas a través del Sistema de Importaciones de la República Argentina (SIRA).
La cantidad de operaciones de importación autorizadas durante los primeros 9 meses del año fue de 468.358 solicitudes, lo que representa un monto total de u$s57.453 millones. Tanto el 2022 como el 2023 fueron los años en que se registró un récord histórico de importaciones. En 2023 sólo se autorizaron un 6% menos de importaciones con respecto al mismo período del año anterior. Durante este lapso, se autorizaron solicitudes a 25.142 empresas, de las cuales el 97% fueron PyMEs.Federico Vacarezza, economista especialista en mercados internacionales hizo su propio balance sobre este sistema: “Lo estándar en cualquier economía más o menos normal, es que no tengas este tipo de mecanismos de administración de las importaciones. Pero como la Argentina es una economía que funciona de manera irregular, su comercio exterior necesita ser administrado. En ese sentido, puede decirse que cumplió su objetivo. Se administraron las divisas en un año caótico por la falta de dólares, no hubo desabastecimiento de insumos para los sectores productivos, y se pudo conciliar medianamente los intereses de los empresarios, el gobierno y los consumidores”.

A su vez indicó que en una economía que funciona a nivel internacional no se aplicaría este mecanismo por considerar que “resta competitividad, genera imprevisibilidad, burocracia, costos extras y aleja las inversiones productivas”. Sin embargo, ante la escasez de divisas, sostiene, “es un mal necesario”.

Desde el lado de las pymes, uno de los exponentes es Daniel Rosato de IPA Industriales Pymes Argentinos quien aportó su visión sobre la situación en la actualidad: “las importaciones están complicadas para toda la industria en general por la falta de dólares y la posibilidad de transferir al exterior, está generando inconvenientes. Pero entendemos que esto tiene que ver con una situación de crisis económica que estamos atravesando. Por otra parte, destacó el “dólar pyme” y aseguró que “poco a poco se va a ir normalizando”, concluyó.

Al interior de las importaciones: que nos dejaron los datos de septiembre

Según un informe reciente de la consultora ABECEB con los últimos datos de septiembre, pese a las restricciones en las SIRAs, hubo un incremento en los volúmenes importados. Al interior de las importaciones, se pudo observar lo siguiente:

  • Combustibles y lubricantes (-42,6%), que descendieron por menores precios internacionales – fundamentalmente gas- como menores cantidades importadas de gas tras la inauguración del Gasoducto Néstor Kirchner.
  • Los bienes intermedios por su parte anotaron una caída en sus valores importados de 12,4% en la comparación anual en septiembre, afectados principalmente por los menores precios internacionales (-17.7% ia) en tanto las cantidades importadas crecieron 6,7% ia.
  • En tercer lugar, se ubicaron las importaciones de bienes de consumo anotando un descenso interanual de 8,4% en septiembre y, por último, las importaciones de bienes de capital que mostraron la caída más moderada, de 2,5% ia, explicada en su totalidad por una disminución en las cantidades (- 3,3% i.a.).

A contramano, las importaciones de Vehículos Automotores mostraron un alza muy destacada del 95,3% i.a, explicada en su totalidad por un aumento en las cantidades del +90,6% i.a, en el marco un proceso de normalización tras el desplome del 85% que se había registrado en el bimestre julio – agosto, con vehículos que se habían acumulado y demorados en aduana a la espera del cierre del acuerdo entre el gobierno y el sector para la incorporación de ciertos modelos al programa de Precios Justos.

Importaciones: la situación de las grandes empresas

Una fuente destacada en el mundo empresarial que importa, consultada en relación al balance del SIRA sostuvo que desde su aplicación la situación fue de “empeoramiento”. “Es un instrumento que no ha brindado ningún tipo de previsibilidad como fue anunciado, que no ha demostrado ser ni transparente ni seriamente institucional. Está siendo vulnerado constantemente por parte del mismo gobierno cambiando las reglas de juego”.

Una de las principales preocupaciones de los empresarios radica en la deuda con importadores que alcanzan los u$s40.000, donde unos u$s20.000 adicionales están vinculados al postergamiento de pagos por importaciones. Desde ese punto, remarcan que es una situación que deberá resolverse y sostienen la expectativa de que sea el año siguiente.

En relación a los pagos, señalan que algunos empresarios argentinos están siendo denunciados por empresas exportadoras en países de origen por los organismos de créditos a la exportación debido a este motivo. Lo que llaman la “deuda empresaria por importación” es el panorama que están enfrentando algunas empresas puntuales.

En relación a este punto, un dato a tener en cuenta es el último Balance Cambiario publicado por el Banco Central del mes de septiembre que da detalles más precisos en relación al “diferimiento de pagos”.

Según el BCRA, los pagos de importaciones de bienes en septiembre totalizaron u$s4.006 millones, un 33% por debajo del mismo mes del año previo. Este valor se ubicó por debajo de las importaciones de bienes FOB de septiembre, las cuales fueron de u$s6.212 millones, lo que podría indicar un aumento en el endeudamiento comercial o una disminución de los activos externos por anticipos efectuados previamente.

Del total de los pagos de importaciones de bienes observados en septiembre, un 94% se realizaron de forma diferida, un 3% como pagos a la vista y el 3% restante en forma anticipada.

Por otra parte, en relación a la cantidad de importaciones la fuente destaca que es probable que el crecimiento de las importaciones como indican los organismos oficiales se deba también a la inflación en dólares y no necesariamente a un aumento de los volúmenes.

Importaciones: la preocupación por el balotaje y lo que se espera para 2024

Las empresas que importan se encuentran en una situación de incertidumbre hasta el balotaje. Según destacan fuentes empresarias, los pagos están 99% suspendidos desde las elecciones y se trata actualmente, del noveno día hábil que no están saliendo pagos al exterior. Esto conlleva a una dificultad para el cumplimiento de sus deudas comerciales al menos hasta el 20 de noviembre.

A partir del 11 de diciembre, sea quien sea el ganador de la contienda electoral, se prevé las mismas dificultades hasta mitad de año si la Argentina logra recomponer las reservas del Banco Central, algo que destacan con carácter “urgente”.

Desde ABECEB, advierten hacia adelante que no se espera una “reversión significativa” de las tendencias de comercio exterior y del saldo comercial, al menos hasta diciembre cuando empezaría a impactar la cosecha fina de trigo.

“Por el lado de las importaciones, sin reservas en el BCRA y con fuertes presiones cambiarias que continuarán al menos hasta tanto se diriman los resultados electorales y quien resulte electo explicite su programa económico, el cepo importador seguirá endureciéndose tal como ha venido sucediendo las últimas semanas, donde se observó una fuerte ralentización de la operatoria en el canal de las SIRAs críticas”, aseguran.

En este sentido, subrayan que algunos sectores que solían tener sus SIRAs aprobadas el día 10 de cada mes, “sólo están teniendo aprobaciones muy parciales”. Entre los sectores con mayores problemas se registra la industria química, alimenticia y en algunos casos puntuales, el sector salud.

Por Giuliana Iglesias (Ámbito)

Noticias Relacionadas


El duro pronóstico del FMI para Argentina: ¿Cuánto caerá la economía?


,

El FMI publicó el informe de perspectivas de la economía mundial. Qué dice sobre Argentina El FMI pronosticó que...


Mercosur: del proyectado mercado común a la intrascendencia


,

Hace treinta y tres años se firmó el Tratado de Asunción que creó el Mercosur (Mercado Común del Sur)....


Córdoba tendrá un Puerto Seco que beneficiará a unas 500 empresas


,

El gobernador Martín Llaryora firmó el convenio que establece su creación. Permitirá la reducción de costos de logística interna...