José Luis Dassie, director de Metalfor, analizó la situación del comercio exterior y profundizó sobre la evolución de la industria nacional en materia de maquinaria agrícola.

En el marco del 31° Congreso Aapresid desarrollado en el Salón Metropolitano de Rosario, se llevó adelante el panel denominado ‘Potencial de exportación de tecnología y conocimiento argentino en sistemas de siembra directa’. Allí, el objetivo fue que referentes del sector brindaran experiencias en el camino de la internacionalización. Se contó con la mirada del ámbito académico para lograr un abordaje integral de las oportunidades y desafíos en la internacionalización del agro argentino.

En ese contexto, José Luis Dassie, director de Metalfor SA, explicó que la compañía entendió cuáles eran y son las necesidades de los productores y hoy brinda un desarrollo que sirvió para hacer crecer exponencialmente el sistema de siembra, con tecnología de alta gama. “Nuestras máquinas, todas las de la industria nacional, han acompañado el proceso de evolución para tener menos huella de carbono, más velocidad de aplicación, mayor eficiencia bajando los costos, menores dosis y aplicadas de manera selectiva”, afirmó el directivo en la sala YPF durante el Congreso de Aapresid.

Al mismo tiempo, Dassie resaltó qué aspectos han elevado la vara en pos de satisfacer los requerimientos de quienes trabajan la tierra a diario: “Estamos trabajando con dosificación variable por ambiente en casi todas las máquinas, un aspecto que aún hay que desarrollar y que hace un tiempo parecía impensado”.

La capacitación es fundamental para lograr un mejor rendimiento y el servicio post venta es clave para que Metalfor este posicionada como una de las compañías líderes del rubro.

Metalfor y la exportación

Un aspecto que genera cierta incomodidad tiene que ver con el comercio exterior a partir de las trabas impuestas por el Gobierno; sobre todo, con las que se añaden por decisiones políticas y necesidades económicas de recaudación. Metalfor exporta hace más de 25 años, con máquinas que llegan a cuatro continentes.

Según su director, lo difícil no es abrir mercados, sino sostenerlos en el tiempo y alimentar a ese cliente con la competencia global que existe. “Nosotros pensábamos las máquinas para el mercado local. Hoy ponemos el foco en la utilización de elementos estándar para ofrecer un rápido provisión de repuestos y en el trabajo en la capacitación”, comentó Dassie.

Y agregó su mirada sobre las trabas políticas y económicas: “A veces no tenemos el acompañamiento para que esto perdure en el tiempo. Tenemos que hacer un esfuerzo adicional porque nos cambian las reglas internas del juego constantemente”.

Finalmente, analizó lo que ocurre en el país y lo comparó con la situación que atraviesan empresas competidoras de otras regiones. “En la Argentina somos el único sector que soporta retención frente a lo que ocurre en el resto del mundo, donde tienen incentivos y hasta subsidios. Así y todo, con tantas restricciones, somos competitivos. El sector agro es el mayor generador de divisas de la Argentina”, concluyó Dassie.

Fuente: EconoJournal

Noticias Relacionadas


La recuperación de Argentina y un cuello de botella en la exportación de harina de soja impactan en el mercado global


,

Los precios se dispararon y los fondos de inversión volvieron a comprar activamente. Brasil sigue competitivo. Cómo impacta la...


Mayores riesgos e incertidumbres para el sector


,

En un contexto de alzas de costos, la Asociación Argentina de Logística Empresaria organizó un encuentro para analizar la...


Rosario vuelve a conectarse vía aérea con San Martín de los Andes


,

Las frecuencias comenzarán a funcionar conectando ambos destinos tres veces a la semana inicialmente durante julio y agosto Además,...